Biohacking y Oposiciones

Si nunca has escuchado o leído sobre biohacking, es un momento excelente para poder adentrarte en este mundo tan interesante, en especial si te contamos que a través de esta práctica puedes mejorar las capacidades de tu cuerpo y utilizarlas en beneficio para estudiar mejor.

¿Qué es el biohacking?

Es un conjunto de acciones mediante el uso de la ciencia y tecnología para optimizar la biología del cuerpo humano de manera veloz y medible. Un biohacker quiere ser la mejor versión de sí mismo.

La palabra hackear tiene una connotación negativa y tiene que ver con acceder de manera ilegal a sistemas informáticos y manipularlos. En el biohacking este término se utiliza para hacer referencia a que podemos acceder a nuestra biología y mentalidad y cambiarla a nuestro favor. En otras palabras, se trata de un control consciente de nuestro entorno externo e interno para maximizar nuestro rendimiento físico y mental en todos los aspectos de la vida.

Los biohackers ven a su cuerpo como un sistema biológico completo que puede ser analizado, medido y mejorado, pero se enfocan en su propia vida y van probando qué les funciona y qué no, ya que no existen reglas universales.

Si bien el biohacking utiliza varios dispositivos tecnológicos para poder medir, registrar y mejorar su entorno, también existen experiencias que puedes comenzar a poner en práctica sin necesidad de ningún elemento adicional.

Biohacks al alcance de tu mano

Antes de implementar algunos de los hacks que vamos a mencionar, es importante que midas y registres en un diario cómo te sientes para luego poder analizar los resultados y entender la evolución si es que la hay.

Sé agradecido

¿y qué tiene que ver esto con biohackear tu cuerpo y mente? Pues todas las personas que lo aplican dicen que es uno de los hacks más efectivos ya que genera la neuroquímica adecuada para balancear el cerebro y crear espacios para pensamientos relajantes. Sólo tienes que tomarte un momento y concentrarte en una cosa, un momento, una persona o una experiencia por la que te sientes agradecido/a. Luego lo anotas en una libreta para reforzar los puntos positivos de ese pensamiento. Te ayudará a lograr una visión optimista, lidiar con el estrés y aumentar tu rendimiento general.

Mirar el atardecer

Procura quitarte las gafas o lentes de contacto si es que usas para poder contemplar el atardecer. El beneficio de realizar esta práctica diaria es que regula tu reloj biológico. La información lumínica “le envía una señal” a tu organismo que ha llegado el momento de relajarse y prepararse para descansar. Si no logras tener una visión ideal del atardecer, funciona igual si sólo alcanzas ver un pedacito o de costado. Evita la luz artificial una vez que cae el sol.

Aparta el móvil

Las pantallas emiten luz y esto impide al cerebro que se dé cuenta que es hora de dormir. Por eso es aconsejable, evitar el uso del móvil, ordenador e incluso TV al menos 2 horas antes de acostarse.

Duerme en total oscuridad

Cierra las cortinas, baja las persianas y tapa con cinta aislante toda luz que pueda distraer tu sueño, como por ejemplo la luz de TV, aire acondicionado, etc. El beneficio de este hack es que tendrás un descanso más profundo, reparador y de mayor calidad.

Respirar de manera consciente

Dedica al menos 3 minutos al día a respirar lentamente, haciendo el proceso de modo consciente y visualizando como si respiraras con tu corazón. Esta simple práctica aumenta tu coherencia cardíaca, es decir tu respiración estará alineada con tu rimo cardíaco.

Todas estas prácticas están acompañadas por otros cambios no menos importantes como, por ejemplo:

  1. Dieta sana y variada alejada de productos de alta carencia nutricional, ultraprocesados y azúcares
  2. Ejercicio para estimular el movimiento del cuerpo y no poniendo el foco en entrenar para el culto al cuerpo
  3. Meditación que implica unos pocos minutos al día para poder comenzar a sentir cambios significativos en tu cuerpo y mente

Luego de leer todos los beneficios que puedes lograr con unos simples hacks, ¿tienes alguna duda como estos cambios pueden ayudar a aumentar tu capacidad de estudio? Por si aún no estás del todo convencido, te enumeraremos algunas ventajas tanto físicas como mentales que conlleva la práctica del biohacking:

  • Dormir mejor
  • Aumento del nivel de energía
  • Fortalecimiento del sistema inmunológico
  • Mejoramiento de la flora intestinal
  • Aumento de la satisfacción
  • Mejor concentración
  • Mayor estabilidad emocional
  • Aumento de la motivación
  • Mayor empatía
  • Aumento de la productividad
Abrir chat
Hola, somos Aprueba Oposiciones
¿En qué podemos ayudarte?